Archives for 

argumentos

Factores que ayudan a negociar a la baja el precio de compra

hay algunos factores que podrían ayudarte a la hora de conseguir una vivienda de manera más económica
 En un mercado como el actual son los posibles compradores quienes tienen más que decir en una supuesta negociación en la compra de un inmueble. Por supuesto, que un profesional del sector sabrá como tratar y plantear estas fases de negociación, que van a ser objeto de enumeración en este artículo.

Digamos que existen algunos factores que podrían ayudarnos para conseguir la vivienda pretendida de forma más económica, o al menos lo podremos intentar, xD.

Para ello será muy importante el tener argumentos con los que negociar, siendo nuestro medio para negociar y formular ofertas a la baja con argumento de peso, pues no se trata de bajar el precio así como así, aunque muchos lo crean.

El obtener una buena rebaja, a la hora de comprar una propiedad, considerando las bajadas que ya de por sí ha registrado el mercado, es ya conseguir el sumun de una compra-venta.

Hay algunos factores que podrían ayudarnos a la hora de conseguir nuestro objetivo de manera más económica. Para ello podemos argumentar con estas herramientas y así convencer al vendedor de que recorte sus pretensiones:

1.- ascensor. Una vivienda que quede alta, sin ascensor, debería ser más económica. Tal circunstancia es plausible, y suele permitir una rebaja en el precio de compra al reducir la posible demanda compradora. Esto nos puede resultar una buena opción. Si eres joven: subir dos, tres o cuatro pisos no supone un gran esfuerzo y, además, te puede servir para ponerte en forma, xD

2.- pisos bajos. Igualmente, los bajos en edificios y los sótanos suelen ser más baratos y, dependiendo de las circustancias, pueden admiteir mayor margen de rebaja. Aunque hay que tener en cuenta que suelen ser pequeños, poco luminosos y aveces tienen problemas como humedades

3.- interior. Una vivienda interior siempre es más barata que una exterior, pero como desventajas son menos luminosos y tristes, aunque también suelen ser más tranquilos y menos ruidosos

4.- portero. Si el conjunto no cuenta con portero o conserje suele tener unos gastos de comunidad mucho menores. Pero tendrás que bajar tú la basura y cuidar la limpieza de la escalera para ahorrar unos cientos de euros al año (esto aunque no parezca importante, en algunas comunidades representa un verdadero capital del que hay que disponer mensualmente)

5.- localización. Si la vivienda no se encuentra en arterias principales, sino en calles secundarias, suelen permitir una rebaja considerable de precio

6.- estado. Este es el argumento más clarividente, y los propietarios cuyas casas  necesitan una reforma son más proclives a negociar. Se puede considerar que a más reforma, mayor podría ser el descuento

7.- servicios. Si la vivienda pertenece a una comunidades con multiples servicios como trastero, garaje, portero, piscina, gimnasio y/o pista de pádel, por ejemplo, tendremos que valorar todos los mismos, quedando pues menos margen de negociación. En viviendas sin estos servicios será más fácil obtener una ganga

8.- vecinos. Por regla general, a menor número de vecinos, mayor rebaja. Pero por contra, las comunidades con pocas personas suelen tener unos gastos mucho más altos

9.- antigüedad del inmueble. Esta es todo un clásico, a medida que su construcción sea más antigua, más barata será. Si bien, las altas calidades de ciertas construciones más antiguas pueden superar muchas de las recientes y será cuestión de entrar a valorar su estado general.

10.- el tamaño. El hecho de tener alguna habitación con espacio poco útil o que la distribucción general sea poco práctica podrán ser argumentos para negociar el precio igualmente

Muchos compradores usan la técnica de igualación para poner precio a la venta de su propiedad simplemente comparando con la que se vende en su vecindario, pero considerando estos aspectos, podremos ajustar el precio final a lo que sea más razonable, o lo que a los intermediarios llamamos ‘justi-precio’.

fuente: consumer eroski